Ciudad,  Turismo

Blijburg, porque en Ámsterdam también se disfruta de la playa

Ámsterdam tiene mucho que ofrecer. Además de su enorme oferta cultural y el enorme atractivo turístico del que goza la capital holandesa, pocos se imaginan que además puede ser una buena opción si lo que te apetece es pasar un agradable rato en la playa.

Lo mejor de todo es que no necesitas coger el coche para dirigirte a una de las ciudades costeras más cercanas (recordemos no tiene costa propia), sino que a pocos minutos del centro encontramos Blijburg aan Zee, la playa de Ámsterdam.

Se trata de una playa de arena ubicada en la isla Haveneiland Oost -en el complejo de islas llamado IJburg- a orillas del río IJ y cuenta con 250 metros de largo por 40 metros de ancho.

Además de poder disfrutar de un agradable baño o un paseo por la arena, Blijburg ofrece una gran variedad de ocio que atrae a gran cantidad de jóvenes con ganas de pasarlo bien, ya que te puedes encontrar desde DJs profesionales hasta música en vivo de todo tipo.

Gracias a su buena conexión, se puede llegar a la playa desde la estación central de Ámsterdam en tan solo quince minutos.